Contacta con nosotros
  • Urgencias veterinarias

    24 horas

    consulta y cirugía de urgencia

    91 317 55 62

  • Archivos

  • Clínica Veterinaria Ciudad de los Ángeles - Clínica veterinaria

    ¿Cómo saber si mi gato está triste o deprimido? Causas, síntomas y soluciones

    Share
    3rd abril, 2017
    gatos tristes y deprimdios

    Los gatos, al igual que las personas, pueden sufrir depresión. Se trata de un problema grave y los síntomas no siempre son sencillos de identificar. Por ello, esta semana queremos hablaros de cuáles son sus síntomas, las causas y cómo podemos solucionar si nuestro gato está deprimido.

    ¿Cuáles son los síntomas?

    Los síntomas de un gato deprimido pueden ser diferentes dependiendo de cada caso. Algunos de los más habituales son:

    – Parece triste o abatido.

    – Maulla menos.

    – No te saluda cuando llegas.

    – No tiene hambre o como menos.

    – Manifiesta cambios de personalidad.

    – Está más agresivo.

    – No tiene ganas de jugar y permanece escondido durante horas.

    – Falta de aseo personal o incluso de su caja.

    – Duerme más horas.

    ¿Cuáles son las causas?

    Al igual que los síntomas, las causas pueden ser varias y diversas, entre las más comunes destaca:

    – Algún cambio en la vida y rutina del animal. Por ejemplo: la muerte de algún familiar o mascota, alguna mascota nueva en casa, la llegada de un nuevo miembro a la familia, una mudanza…

    – Tener una vida aburrida y sin estímulos. A veces, nos olvidamos del animal porque parece independiente, pero los gatos necesitan que juguemos con ellos.

    ¿Cómo lo solucionamos?

    1. Lo más importante es acudir a tu veterinario en Madrid de confianza y explicarle los cambios de comportamiento que sufre nuestra mascota, así podrá descartar descartar algún problema de salud y podrá recetar antidepresivos o darnos la solución para nuestro caso concreto.

    2. En casa debemos prestarle atención y no olvidarnos de nuestra mascota. Interactúa y juega con él e intenta conseguir un ambiente estimulante.

    3. Pon en el hogar árboles para gatos, rascadores, accesos a las ventanas para mirar para afuera y cómprale muchos juguetes.

    Siguiendo estos sencillos pasos conseguiremos modificar su conducta y que vuelva a ser un animal feliz.